Buscar

El Palau d’Esports pondrá nota al Urbia Palma en la segunda jornada de liga (sábado, 18 horas). Será el debut en casa, con el regreso de Martín Carinelli, que ha recibido la autorización de la Federación para poder jugar contra el UBE L’illa Grau de Castellón. Los mallorquines quieren poner el candado a su fortaleza como local frente a una de las sorpresas de la categoría, que ya ha sido capaz de ganar al campeón de liga. “Tendremos que hacer un gran partido para ganarles” asegura el técnico Marcos Dreyer.


Con la confianza que dan las victorias y sabiendo que todo es mejorable. Así es como el Urbia Palma afronta el próximo duelo contra el UBE L’Illa Grau. Los de Castellón sorprendieron al potente Teruel en la primera cita, mientras que los hombres de Marcos Dreyer ganaron con trabajo el derbi disputado en Manacor. Ahora hay que subir el nivel, la exigencia vuelve a ser máxima y el objetivo sigue siendo el mismo, ganar, pero esta vez en el Palau d’Esports de Son Moix. El técnico del Urbia lo tiene claro y entiende que lo que se ha hecho hasta ahora no basta. “En Manacor no se jugó demasiado bien en determinados aspectos del juego y mi obligación es ponerme crítico. El equipo tiene que ser más equilibrado, tanto en ataque como en defensa” explicó Dreyer en rueda de prensa. Para demostrar su solvencia, en frente tendrá a un rival de altura. “L’Illa Grau es un equipo de jugones muy completo”, comenta Dreyer. “Han fichado a tres argentinos y a un brasileño que realmente hacen las cosas muy bien. Ya lo han hecho en otras ligas y eso les garantiza un buen nivel para la competición”. Lo cierto es que el rival de mañana ha hecho un lavado de imagen, porque la plantilla del año pasado estaba formada por exjugadores del Urbia Palma que ya no están. Dreyer asegura que eso ha cambiado. “La temporada pasada tenían jugadores que habían estado aquí y los conocíamos a todos. Este año es un equipo formado por extranjeros y el hecho de que hayan ganado al Teruel son palabras mayores” comenta el máximo responsable técnico del Urbia Palma. Cabe recordar que el UBE L'Illa Grau rozó la sorpresa en su última visita a Palma, donde cayó por un ajustado 3-2 (25-23, 15-25, 17-25, 25-21 y 15-9). Mientras que en Castellón, los mallorquines ganaron por un global de 1-3 .<